Honestidad

Actuar de manera sincera, intransigente, transparente, con respeto a la propiedad ajena y a las reglas establecidas, ser enérgico ante lo incorrecto, decir y respetar la verdad y ser combativo ante lo mal hecho; satisfacer el interés general y desechar todo provecho o ventaja personal indebida, obtenida por sí mismo u otra persona. Lograr armonía entre el pensamiento, el discurso y la acción.

Profesionalidad

Dominar técnicamente los contenidos de la profesión ajustada a la actividad que se realiza. Actuar en todo momento de acuerdo con las responsabilidades y exigencias del cargo, demostrar conocimiento, competencia, creatividad, constante formación, amor al trabajo, autonomía personal, educación y ética profesional y cumplir con calidad y excelencia la labor desempeñada. Además conocer y entender las normas legales y reglamentarias aplicables a su actividad y desempeñar su labor con apego al ordenamiento jurídico.

Responsabilidad

Cumplir las funciones y obligaciones, leyes y reglamentaciones, cuidando los activos y recursos de las instituciones. Ser exigentes y  respetar el compromiso contraído consigo mismo, ser autocríticos, estar conscientes de la significación de la labor que se hace y consagrarse al trabajo.

Discreción

Actuar con prudencia y sensatez respecto a los hechos, informaciones o asuntos de los que tenga conocimiento con motivo o en ocasión del ejercicio de sus funciones, sin perjuicio de los deberes y las responsabilidades que le correspondan en virtud de las normas que regulan el secreto bancario.

Integridad

Cumplir las funciones u obligaciones en forma honrada y con rectitud. Velar por los intereses de los clientes y de la institución para la cual labora, y trabajar para mejorar la calidad del servicio. Mantener un comportamiento intachable, con lealtad, compromiso y sentido de pertenencia hacia el grupo de trabajo, la institución y la nación, cumpliendo con todas las leyes y normas sociales, organizacionales y de ética profesional.  

Respeto

Respetar la dignidad e integridad de las personas como factor clave para cualquier relación. Los integrantes del Sistema Bancario Nacional tienen el derecho de ser tratados con respeto e imparcialidad y el deber de tratar de idéntica forma a clientes, compañeros de trabajo, superiores y todas las personas con las que de una forma u otra deberán vincularse mediante relaciones profesionales. Valorar el trabajo de los compañeros, el que sin duda contribuye al perfeccionamiento de la institución y de quienes la integran, preocupándose por el desarrollo pleno de todos sobre la base de la justicia.

Eficiencia

Cumplir sus funciones en forma acertada, rápida y satisfactoria, con el mínimo costo posible.  Actuar en todo momento con prontitud, agilidad y diligencia en las funciones y tareas que se les encomienden, y ser plenamente conscientes de la importancia que estas revisten.

Solidaridad

Ayudar y apoyar incondicionalmente a otras personas en el cumplimiento de las actividades laborales. Se expresa en comportamientos de colaboración, cooperación, compañerismo y trabajo en equipo, caracterizados por la bondad y la fraternidad.

Patriotismo

Lealtad a la Revolución y a su historia, y la disposición plena de defender sus principios para Cuba y el mundo. Estar orgulloso de la tierra donde nacimos, de su cultura, sus costumbres, tradiciones y su rica historia de luchas. Vivir plenamente nuestro compromiso como ciudadanos, fomentar el respeto que debemos a nuestra nación y contribuir con dedicación a su desarrollo.


Los principios que orientan la actuación como miembros del Sistema Bancario Nacional están basados en valores organizacionales que promueven y respaldan un proceder comprometido con los intereses generales de nuestra sociedad. En la medida en que los trabajadores sean conscientes de sus responsabilidades y obligaciones morales, legales y laborales y las practiquen, se puede afirmar que se estará cumpliendo con los deberes de la institución, la sociedad y la nación.

Los principios generales que se orientan son los siguientes:

 a) Estar comprometidos con la misión, visión, fines esenciales y cultura organizacional del Sistema Bancario Nacional y de las propias instituciones financieras a las que pertenecen, y con los principios generales que rigen su función administrativa.

 b) Guardar lealtad a su institución financiera y al Sistema Bancario Nacional, velar por sus intereses y colaborar en todo momento en la consecución de sus objetivos, con una conducta profesional íntegra. El sentido de pertenencia con la entidad y con el Sistema Bancario Nacional, favorece el compromiso y la consagración al trabajo, así como la superación profesional en pos de cumplir con calidad y eficiencia las tareas encomendadas.

 c) Cumplir exactamente con las disposiciones establecidas en la Constitución, las leyes, reglamentos y demás normativas, externas o internas.

 d) Brindar a los clientes información clara, precisa, suficiente, veraz y oportuna; informar los mecanismos para la atención a quejas y deficiencias con los servicios prestados. La transparencia en la relación con los clientes constituye un principio fundamental.

 e) Contribuir a promover y mantener la imagen y prestigio de las instituciones, mostrando ante cualquier situación laboral o personal, una conducta que salvaguarde su integridad. Además no se deben realizar actividades a título estrictamente personal, que involucren el nombre o autoridad de la institución.

 f) Dedicar a sus instituciones toda la capacidad profesional y el esfuerzo personal necesarios para el buen ejercicio de las funciones asignadas.
g) Crear en cada institución un ambiente de trabajo agradable donde prime una actitud de respeto, educación,  equidad, tolerancia a las diferencias, confianza, colaboración, trabajo en equipo y entendimiento mutuo, proceso en el cual los trabajadores juegan un papel importante.

 h) Proporcionar idénticas oportunidades en el acceso al trabajo, la superación y promoción profesional, asegurando en todo momento la ausencia de situaciones de discriminación por razón de sexo, raza, origen social, nivel socioeconómico, edad, credo religioso, estado civil u orientación sexual.  

 i) Tener el derecho de acceder a oportunidades de capacitación y desarrollo, según los requerimientos de la labor que realiza, para el mejor desempeño de las funciones del cargo y que sus competencias sean explotadas adecuadamente por la institución. Los estudios que respondan a intereses particulares deben realizarse a cuenta del tiempo libre del trabajador y a partir del esfuerzo personal.

 j) Guardar reservas y confidencialidad respecto a la información relacionada con el funcionamiento de las instituciones, de sus trabajadores y clientes. Cualquier clase de información tiene un carácter sensible y está sujeta a secreto profesional, el contenido de la misma no puede ser revelado en beneficio propio, de terceros o para fines ajenos al servicio.

Los deberes de confidencialidad señalados en este inciso constituyen una exigencia ética y legal permanente, aun cuando la relación laboral del trabajador con el banco haya finalizado. Al cese de la relación laboral, el trabajador no podrá llevarse ningún tipo de información o documentación de la institución, incluida la que se encuentre en los soportes informáticos, ni aportar o utilizar dicha información en interés de otra entidad o empresa.

 k) Conflicto de Interés: El conflicto de interés se presenta cuando un trabajador, en razón de la actividad que realiza, se enfrenta a diferentes alternativas de respuesta, en relación con intereses personales y de la institución que se muestren como incompatibles. El trabajador no puede mantener relaciones ni aceptar situaciones en cuyo contexto los intereses personales, laborales, económicos o financieros pudieran estar en conflicto con el cumplimiento de los deberes y funciones del cargo. Los integrantes del Sistema Bancario Nacional no actuarán indebidamente para obtener beneficios personales dentro del cumplimiento de las funciones.

 l) Respetar la libertad de cultos es un principio constitucional. Cada trabajador del Sistema Bancario Nacional puede profesar la creencia religiosa escogida y participar en las actividades y ritos propios, siempre que se ajusten a la moral y buenas costumbres y no afecten el desempeño de su actividad laboral.

Palabras claves: Principios, Concepto, Valor


El desarrollo social ha condicionado la interiorización por parte del individuo de las normas y valores de la sociedad.

Las Normas de Conducta son el conjunto de reglas o pautas profesionales a las que se ajustan las conductas, y sirven para regular y definir el desarrollo de comportamientos comunes, a los que se otorga cierto grado de legitimidad y consentimiento.

Las organizaciones están regidas por determinadas normas que buscan formar, junto a los valores  y principios éticos, su propia identidad, imagen y cultura, respondiendo siempre a los intereses generales de la sociedad. En el Sistema Bancario Nacional las normas que se pretenden fomentar son las que se detallan a continuación:

 a) La asistencia, puntualidad y permanencia en el puesto de trabajo son reglas básicas que ofrecen una imagen de respeto y profesionalidad.

 b) Acudir al trabajo con una apropiada presencia personal, haciendo uso del uniforme o de otras prendas de vestir en correspondencia con la actividad que se realiza. Prestar atención a la higiene personal, el maquillaje adecuado, peinado y afeitado (en el caso de los hombres).

 c) Mantener una comunicación asertiva con clientes y compañeros de trabajo, con un adecuado vocabulario, tono y ritmo, manifestando en todo momento los buenos modales y cuidando las expresiones faciales y corporales. Escuchar a nuestro interlocutor, ya sea cliente o compañero de trabajo, prestándole atención, para ofrecerle certeramente la respuesta o información solicitada. También conceder atención a la comunicación escrita y telefónica, cuidando la profesionalidad y representación de la institución.

 d) Las relaciones entre los trabajadores, y entre estos y sus superiores jerárquicos estarán basadas en el respeto mutuo. Los trabajadores deberán denunciar ante su superior o las autoridades correspondientes, sin miedo a repercusiones negativas, los actos de los que tuviera conocimiento con motivo o en ocasión del ejercicio de sus funciones y que pudieran causar perjuicio a la institución, a los clientes o a algún compañero de trabajo, al infringir alguna ley, reglamento o norma de política interna.

 e) Asumir una actitud de colaboración, realizando aquellas tareas que por su naturaleza o modalidad no sean las estrictamente inherentes a su cargo, siempre que ellas resulten necesarias para minimizar, neutralizar o erradicar las dificultades que se enfrenten.

 f) Ejercer las funciones encomendadas de manera responsable, diligente y eficaz, con estricta sujeción a los cometidos institucionales, privilegiando en todo momento y frente a cualquier circunstancia el interés general y el sentido de compromiso con la gestión institucional.  

 g) Los trabajadores podrán mantener relación con centros de educación superior, en la actividad docente o de investigación científica, que no afecte la dedicación del trabajador a su institución. Se deberán evitar las declaraciones u opiniones que puedan comprometer la imagen, los intereses o la información confidencial de la entidad, de los clientes o de terceros.

 h) El Banco es titular de la propiedad y de los derechos de uso y explotación de los programas y sistemas informáticos, equipos, manuales, videos, proyectos, estudios, informes y demás obras y derechos creados o utilizados por sus trabajadores, dentro de su actividad laboral. Se deberán respetar las normas específicas reguladoras de la utilización de los medios u otras posibilidades similares puestas a su disposición, sin que en ningún caso pueda producirse un uso inadecuado de estos medios.
 
 i) Proteger y conservar los bienes que le fueron asignados para el desempeño de sus funciones de manera racional, evitando emplearlos o permitir que otros lo hagan para fines personales, de sus familiares o de terceros, en términos distintos de los expresamente autorizados al efecto.

 j) Garantizar la organización, limpieza e higiene del puesto de trabajo. No se debe fumar ni ingerir alimentos y bebidas alcohólicas en funciones de trabajo, en presencia de clientes o en lugares inadecuados.

 k) Respaldar las operaciones de los clientes demostrando conocimiento, dominio y experiencia. Mantener una conducta de disponibilidad, cortesía y educación con todas las personas nacionales o extranjeras que soliciten información sobre los servicios que se ofrecen y acorde con las necesidades del cliente.

 l) Abstenerse de realizar cualquier acto o actividad que implique discriminación, entre otros, por razón de sexo, edad, nivel socioeconómico, raza, estado civil, origen social, creencias religiosas, orientación sexual, inclinaciones políticas o nacionalidad. Debe brindar a todas las personas igualdad de trato en igualdad de situaciones.

 m) No conceder entrevistas o facilitar información de tipo confidencial por iniciativa propia u otras formas, sin haber recibido antes autorización para ello. En las relaciones sociales que mantengan con representantes de los medios de comunicación, es necesario que exista la máxima discreción respecto al funcionamiento de nuestras entidades.

 n) Garantizar el respeto a la preservación del equilibrio ecológico como una obligación inherente a su condición de miembros activos de la sociedad, la misma se materializa mediante acciones de sensibilización dirigidas a la comunidad, a trabajadores y clientes.

Palabras claves: Conducta, reglas